MasterMagazine

Reportaje televisivo destapa las prácticas laborales de Foxconn


El reportaje "Made in China", realizado por la productora francesa Upside Télévision provocó una fuerte reacción en los televidentes catalanes después de su emisión este pasado domingo por la noche en la televisión pública catalana (TV3).

En este reportaje, realizado mediante técnicas de investigación, se desgranan las prácticas laborales a les que son sometidos los trabajadores de Foxconn en diversas factorías de la República Popular China, y que van desde los abusos verbales hasta el trabajo forzado, pasando por las presiones de todo tipo para lograr mayor productividad y la casi obligatoriedad de realizar mayor cantidad de horas extra de las permitidas por la ley para poder ganarse la vida de una forma mínimamente digna.

Para poder rodar este reportaje, dos personas consiguieron puestos de trabajo dentro de las factorías objetivo de las pesquisas, entrando en ellas con cámaras ocultas e interrogando discretamente a sus compañeros de trabajo.

La productora también se valió de testimonios de ex-trabajadores y de sus familias, así como ahondó en los numerosos suicidios acaecidos hasta la fecha en la multinacional.

Las condiciones que pudimos observar en el documental no solo entran de lleno en lo que podemos conocer como "tercermundistas", si no que además también puede ser tipificadas de neo-esclavitud.

El único punto negativo que a mi entender sufrió el reportaje fue que solamente se mencionó a Apple como cliente de Foxconn, junto con Hewlett-Packard (esta última una sola vez), mientras que las demás primeras firmas del sector tecnológico que también deslocalizan su producción en China gracias a Foxconn no fueron mentadas ni una sola vez. Entre estas se cuentan Acer, Amazon (fabrica el Kindle), Microsoft, Dell, Cisco, Sony o Toshiba.

La reacción en la twitteresfera catalana fue virulenta, y sin dejar de lado las menciones a Foxconn, se cargaron las tintas en Apple que, como he dicho antes, fue mentada en numerosas ocasiones a lo largo de la media hora que duró el reportaje. Incluso se habló específicamente de lo complicado que era el ensamblaje de los últimos modelos de iPhone, y las presiones que por ello debían soportar los trabajadores.

Si se quieren seguir las reacciones, sólo es preciso buscar el hashtag #30Minuts, y aunque la mayor parte de los tweets son en catalán (también hay algunos en castellano), es fácil seguir el hilo de la conversación al ser esta una lengua latina muy parecida al español. Y, si tienen alguna dificultad, siempre pueden echar mano de algún traductor, como el de Google.


Por Guillem el 10/03/2013

Historias relacionadas

Volver al inicio