MasterMagazine

Mobile World Congress 2013: pocas presentaciones, muchas tendencias


Una vez finalizado el principal evento relativo a las tecnologías móviles, ha llegado el momento de pasar balance.

La edición de este año ha estado marcada por la escasez de presentaciones de nuevos terminales, algo que no debería extrañar a quienes habitualmente siguen este tipo de congresos, aunque sólo sea por la prensa. Los fabricantes prefieren presentar sus nuevos terminales en actos dedicados, llevados a cabo en días en los que no tengan la competencia de multitud de noticias más.

En cambio, eventos como el Mobile World Congress son muy buenos para captar las tendencias que el mercado exhibirá a lo largo de los próximos meses. Una de estas es el NFC.

Barcelona, ciudad que acoge el evento, se convirtió durante unos días en la capital mundial de los servicios NFC, y los asistentes al congreso poseedores de terminales compatibles con este estándar de conexión, pudieron comprobar sus beneficios en varios locales de la ciudad y en el mismo recinto ferial (que, por cierto, era un emplazamiento distinto al de años anteriores), el cual disponía de letreros que se activaban al tocarlos con el teléfono. Además, para los asistentes con entradas más caras y para la prensa, la GSMA conjuntamente con Sony repartió más de 3.000 ejemplares del Xperia T, junto a una tarjeta de Movistar con 5 euros para llamadas y 10 para datos, y una tarjeta de crédito virtual de La Caixa, con un saldo de 15 euros.

Dicho terminal también incluía la aplicación 'badge' NFC, que permitió a los asistentes acceder al recinto sin tener que identificarse más que con su móvil.

Compañías como Samsung o Sony se limitaron a mostrar sus últimos lanzamientos sin presentar nada nuevo (el Xperia Z ya vio la luz en el CES, mientras que el Galaxy S IV lo hará en Nueva York dentro de pocos días), mientras que otras menos preeminentes en el mercado aprovecharon la ocasión para lucirse y sí sacaron a la palestra algunos nuevos modelos de smartphones y tablets.

Fue el caso de Alcatel, que presentó su nueva gama de smartphones, al igual que LG; Asus (un jugador menor en el ámbito de la telefonía móvil), que presentó la segunda generación del Padfone y su phablet Fonepad; o HP que presentó un tablet de 7”, el Slate 7.

En la otra parte de la ecuación, la de las operadoras, quejas por la falta de frecuencias para poder ampliar sus servicios, peticiones para la desregulación del mercado, y para la armonización de frecuencias a nivel internacional.


Por Guillem el 10/03/2013

Historias relacionadas

Volver al inicio