MasterMagazine

Cómo instalar Windows 10


El escritorio de Windows 10 Technical Preview

El escritorio de Windows 10 Technical Preview

Microsoft sigue evolucionando a Windows, y esta vez ha hecho un salto de gigante. No sé si en prestaciones y novedades pero, por lo menos, sí lo ha hecho en cuanto a numeración, porque de la versión 8 (y su correspondiente actualización 8.1) ha saltado directamente a la 10, dejando olvidado en el camino el número 9.

¿Motivos? Imagino que marketing; al fin y al cabo, el sistema operativo Mac OS X es el 10.x, siendo la X el número de versión sucesiva.

Desde las últimas versiones de su plataforma software, la compañía de Redmond nos tiene acostumbrados a dejarnos probar el producto desde sus fases medias de desarrollo, tanto para poder ver la plataforma y probar su integración en nuestra infraestructura (o la compatibilidad con nuestro ordenador en el caso de un usuario individual), como para aportar nuestra opinión habiendo utilizado el software en un entorno similar al de producción.

Windows 10 no será una excepción a esta tendencia, y ya tenemos a nuestra disposición una Technical Preview, una versión previa de desarrollo, que se puede descargar de Internet para instalar y probar.

Desde este enlace podemos descargar la imagen ISO de Windows 10 Technical Preview, para máquinas de 32 y 64 bits, y en diferentes idiomas (inglés, portgués y chino; por el momento no hay en español).

Necesitaremos bolcarla a un DVD para su instalación en un PC, o bien utilizarla con un software de virtualización como VirtualBox.

Al instalarla, nos solicitará una clave de instalación. Para esta vez, y al ser una Technical Preview, Microsoft suministra una que puede encontrarse impresa en la parte superior del sitio web de descarga, y que es NKJFK-GPHP7-G8C3J-P6JXR-HQRJR.

Esta preview técnica caduca en abril de 2015, lo que quiere decir que, hasta dicha fecha, podemos utilizarla ilimitádamente. No obstante, hay que advertir de su inestabilidad y posibles problemas, lo que puede redundar en pérdida de datos y malfuncionamiento.

Esto que digo no es por ninguna animadversión hacia el sistema operativo de Microsoft, si no porque la misma compañía de Redmond advierte que esta es una versión de desarrollo y, por lo tanto, incompleta y sujeta a sufrir fallos que pueden acabar redundando en pérdida de datos.

Es por ello que se recomienda no utilizarla en computadoras de producción, solamente en máquinas de prueba, no disponer en la máquina en la que estén ningún dato importante ni utilizar el sistema en nuestro trabajo diario.

Si optamos por instalar la preview técnica, podremos ir informando a Microsoft sobre los problemas que hallemos en el sistema. Esto, a posteriori, nos dará la oportunidad de afirmar que, de alguna forma, hemos colaborado en el desarrollo de la próxima versión del sistema operativo más ampliamente utilizado en el mundo 😉


Por Guillem el 02/10/2014

Historias relacionadas

Volver al inicio