MasterMagazine

Capturar parte de la pantalla en Mac OS X


El sistema operativo de Apple tiene, a diferencia de Windows y GNU/Linux, una serie de comandos vía atajos de teclado, que nos permiten realizar diferentes capturas de pantalla.

El más práctico de estos sea tal vez el que permite capturar una parte de la pantalla arbitrariamente, independientemente de las ventanas u otros elementos que tengamos desplegados y abiertos, y combinando varios de estos.

La pulsación de teclado en este caso es Comando + Shift + 4. Tras esto, el cursor se transformará en una cruz con un pequeño círculo en el medio, elemento que marcará uno de los puntas del rectángulo que trazaremos y capturaremos en un archivo de imagen en formato PNG:

creu_Captura_de_pantalla

Deberemos trazar una línea a través de la diagonal imaginaria de un rectángulo a partir del punto que fijemos, sin dejar de pulsar el botón izquierdo del ratón o del touchpad, yendo desde un ángulo al inmediatamente contrario de la diagonal, y cuando finalice dicha área, soltar el botón. Esta acción nos dejará una zona rectangular marcada, pero dicha marca no durará ni un segundo.

area_seleccionada

Esta breve duración es debido a que el sistema habrá guardado un fichero de imagen en el escritorio, con el área seleccionada, en formato PNG (Portable Network Graphics, comprimido sin pérdidas) que podremos editar y modificar con cualquier programa editor de imágenes.

Resultado final de la captura (adaptado en tamaño a esta página web)

Resultado final de la captura (adaptado en tamaño a esta página web)

Cuidado, porque si tenemos menús desplegados o estamos aguantando una pulsación de los botones del ratón por algún motivo, no podremos mantener estos movimientos; al dejar el botón del ratón o alejar su puntero del menú desplegado, este último elemento se cerrará, y la pulsación se deshará, con lo que hay que tenerlo en cuenta si queremos capturar instantáneas, y utilizar otra técnica.

Capturar una parte de la pantalla de nuestra computadora nos puede ser muy útil por diversas y variadas razones: por ejemplo, para confeccionar un manual de usuario de una aplicación informática; enviar por correo electrónico una muestra de una página web con algo que queremos resaltar; hacer una captura de pantalla de un fotograma de una película una vez hemos pausado la imagen (o de un detalle contenido en el fotograma), confeccionar un collage de elementos capturados manualmente para construir un prototipo de algo que queremos (por ejemplo, un cuadro, un diseño de interior, o una página web), o cualquier otra utilidad que se nos ocurra

En este aspecto de las capturas de pantalla, Mac OS X es superior a sus más directos competidores como son Windows y GNU/Linux, ya que estos proporcionan muchas menos opciones o necesitan de aplicaciones externas que cumplan el mismo cometido.


Por Guillem el 18/08/2013

Historias relacionadas

Volver al inicio