Definición de Router



Como muchos sabrán, a la hora de establecer una conexión de redes necesitamos un Hardware específico que nos permita realizar una conexión eficiente, rápida y segura, y ello supone lógicamente invertir unos euros, lo que tanto en el caso de una compañía como en una Red Hogareña no es demasiado oneroso, sino que debemos pensar en qué es lo básico y necesario.

Además de una conexión a Internet, necesitamos de un dispositivo que nos permita conectar a todos los equipos a la vez, o bien que nos permita obtener una conexión fácil y rápida entre equipos, y es allí donde se nos hace esencial adquirir un Router, un dispositivo fácil de configurar.

Para quienes no conocen de qué se trata, comentamos que el Router (cuyo equivalente en idioma español sería algo como Enrutador) es un dispositivo externo al ordenador que se encarga de establecer un nexo de conexión en una Red entre un punto de partida (Emisor de la señal) hacia un terminal que oficia como el punto de llegada de esta comunicación (es decir, el Destinatario de la señal)

Tal como su nombre nos parece estar indicando, se encarga de que el enorme Tráfico de Datos que se obtiene mediante una conexión a Internet llegue solamente al destino que así lo ha requerido, y que no existan fallas en la conexión, por lo que se encarga de asignar una Vía de Comunicación entre la señal y el equipo en cuestión.

Si bien existen distintos modelos con capacidades variadas y tecnologías de cualquier tipo, lo cierto es que el funcionamiento general de los mismos está basado en la asignación de distintos Paquetes de Datos que se dividen en fracciones de aproximadamente 1.500 bytes para ser enviados de un equipo a otro, teniendo un destino específico tal como ha sido requerido por el equipo (que en este caso, sería el Destinatario de la comunicación)

Además de poder direccionar el tráfico de datos, el Router tiene la misión de que debe agilizar el proceso de comunicación asignando una ruta que tenga el menor tráfico posible, o bien buscar una Vía de Comunicación alternativa en caso de que este intercambio no tenga la eficiencia esperada.

En cuanto a los modelos que son comercializados actualmente en el mercado, encontramos desde aquellos que utilizan la Conexión de Red a través de la conectividad Ethernet (es decir, mediante cables) o aquellos que tienen la aptitud de utilizar una Conexión Inalámbrica, siendo estos últimos muy elegidos para redes hogareñas, variando su calidad de acuerdo a la velocidad o la cantidad de conexiones que pueden realizarse.


>> Siguiente >>



Te gustó esta info? Colabora con un "me gusta"
Entradas relacionadas clave